La jueza que investiga la causa llamó a indagatoria tres integrantes de la Armada Argentina, que de esta forma se convirtieron en los primeros imputados del expediente.

Los citados a declarar fueron el capitán de navío Héctor Aníbal Alonso (jefe del Estado mayor de la Fuerza de Submarinos al momento de la desaparición del ARA San Juan); el capitán de fragata Hugo Miguel Correa (jefe de Operaciones de la fuerza de submarinos) y el ex capitán de corbeta Jorge Andrés Sulia (a cargo la logística de las unidades submarinas,).