El día después de la victoria ante Godoy Cruz trajo la mala noticia: dos jugadores importantísimos para Gallardo quedaron tocados y están en duda de cara al primer partido ante Boca por la Copa Libertadores.

Se trata de Nicolás De La Cruz y Lucas Pratto. El uruguayo tiene una distensión en el psoas derecho, mientras que el delantero está más complicado, ya que sufrió una lesión muscular en el isquiotibial izquierdo, de acuerdo con el parte oficial del club.