martes, junio 25, 2024
informando-san luis
InicioDestacadoProcesaron a dos acusados por difusión de imágenes íntimas

Procesaron a dos acusados por difusión de imágenes íntimas

Diego Olivieri y Tatiana Yaccarini fueron denunciados en 2020. Para el juez, la forma en la que actuaron los imputados incurrió en una forma de violencia de género.

Para mí es un gran alivio. Valió la pena la lucha. Nadie me va a quitar el dolor terrible de lo que viví, pero es muy significativo para mí que los procesen. Es histórico, es un precedente. Es muy bueno para mí y para todas las personas que hayan pasado por algo similar, es algo muy esperanzador”, le contó G.F.A. a El Diario tras conocer que un juez de Garantías de San Luis procesó a su expareja y a una mujer por haber difundido imágenes íntimas suyas en 2020. Para el magistrado, la forma en que Diego Olivieri y Tatiana Yaccarini cometieron el delito se configuró como una situación de violencia de género.

Marcos Flores Leyes, juez de Garantías 3, procesó a Olivieri por “Distribución indebida de correspondencia, amenazas y lesiones leves calificadas por el vínculo y por mediar violencia de género en concurso real” y a Yaccarini por “Distribución indebida de correspondencia, amenazas e incumplimiento de una orden judicial en concurso real”. Al mismo tiempo, les impuso una prohibición de acercamiento hacia la víctima por 180 días. “Debiendo abstenerse de acercarse a 300 metros en lugares públicos, domicilios reales y/o domicilios laborales, también del lugar de esparcimiento donde se encuentre G.F.A. y su grupo familiar conviviente, así como de proferir amenazas, agredir verbal o físicamente, por cualquier medio (teléfono particular, Facebook y/o cualquier otra red social, etc.); abstenerse de realizar cualquier tipo de publicación en redes sociales bajo apercibimiento de incurrir en el delito de incumplimiento de una orden judicial”, puntualizó.

En su resolución, el magistrado expuso que el análisis de las pruebas resultó suficiente para sostener la autoría y participación de los acusados en el delito endilgado. G.F.A. los denunció el 13 de abril de 2020 a través del sitio online “Mi Denuncia” del Poder Judicial.

La mujer había mantenido una relación sentimental de 3 años con Olivieri; se separaron en octubre de 2018. Se conocieron a través de las redes sociales mientras ella estaba soltera y embarazada de su segundo hijo. Poco después de que el pequeño nació se fueron a vivir juntos, al domicilio del ahora procesado.

Si bien en sus declaraciones ella mencionó que al principio la relación fue buena, contó que los problemas de pareja comenzaron porque no tenía ingreso económico y él se lo reprochaba. Esos conflictos fueron acrecentándose, finalmente se separaron y ella se fue a alquilar sola junto a sus hijos.

A partir de la separación, Olivieri, quien no aceptaba la ruptura, comenzó a perseguirla y a hostigarla a través de mensajes o presentándose en su domicilio o en lugares en los que ella estaba. Llegó a amenazarla diciéndole que la “haría famosa” porque iba a publicar los videos íntimos que ella le había enviado cuando estaban juntos. También le advirtió que se los enviaría a cualquier persona que entablara algún vínculo con ella para demostrar lo “pu…” que era.

Su único propósito era desprestigiarla. Esa violencia nunca cesó, sino que fue creciendo: una vez que Olivieri conoció y se puso en pareja con Tatiana, esta también se sumó al hostigamiento contra la víctima.

Delito en pareja

Olivieri no solo le mostró a Yaccarini los videos íntimos de G.F.A., sino que se los compartió para que los publicara y divulgara. El acusado le mandó un mensaje a la víctima y le advirtió: “Ya le mandé todo, te va a destruir porque ella es mala en serio (en referencia a Yaccarini) y no le importa nada, sus hijos van a difundir todo”.

Minutos después, la víctima recibió un mensaje de Yaccarini mostrándole capturas del video para hacerle saber que lo tenía en su poder y que lo iba a difundir. Todos esos mensajes fueron constatados a través de pericias que realizó personal del Departamento de Delitos Complejos del Poder Judicial sobre los celulares de los imputados, secuestrados en allanamientos en sus domicilios.

La malicia de Yaccarini fue tan grande que además de enviarles el video a allegados de la víctima se lo envió al hijo, a través de una cuenta falsa en redes sociales. La damnificada tuvo la suerte de que el niño no haya llegado a verlo dado que, por el contenido y por su edad, no pudo acceder ya que fue bloqueado.  

Al mismo tiempo, a través de diversos usuarios de Instagram, Yaccarini le profirió amenazas a la víctima: “Te voy a hacer mierda. Tus hijos van a tener un accidente… Vas a sufrir hasta que te mueras”; “No te acerques más a Diego (Olivieri) porque no sabés de lo que yo soy capaz”; “Vos y él van a llorar la muerte de ese pendejo de mierda”, decían.

Con las pericias informáticas también se pudo establecer que la madrugada del 13 de abril de 2020 Olivieri y Yaccarini mantuvieron una conversación por mensajes en la que el hombre le envió a la mujer el video y fotos íntimas de G.F.A. Incluso se jactaban de que viralizarlos podría afectar a nivel profesional a la damnificada. En ese intercambio de mensajes, la imputada llegó a confirmar que amenazó a G.F.A. y que nada le importaba porque, llegado el momento, negaría todo.

Para el magistrado todas esas situaciones de violencia provocaron en la víctima un daño psicológico y la sensación de encontrarse en peligro real tanto ella como sus dos hijos. Incluso la llevó a perder la confianza y seguridad en sí misma, lo que quedó acreditado a través de los informes de los diferentes psicólogos y psiquiatras que la asistieron y entrevistaron.

Para el juez la causa exige ser tratada como violencia de género. “La difusión de imágenes íntimas sin consentimiento es un tipo de violencia que conlleva una violación a la privacidad y exposición de la intimidad, que solo se ejerce con el fin de humillar, amedrentar o chantajear a una persona”, valoró.

Por otra parte, refirió que tanto Olivieri como Yaccarini “amenazaron a G.F.A. con divulgar y viralizar fotos y videos íntimos, mal que sufrió la denunciante, y el cual quedó acreditado en autos, una vez concretada dicha amenaza afectando y causando de esta forma un daño en su diario vivir”.

fuente: el diario de la republica

RELATED ARTICLES
- Advertisment -
informando-san luis

Most Popular

Recent Comments