El Tribunal de Impugnaciones declaró desierta la audiencia de revisión de pena fijada para este lunes debido a la ausencia injustificada de la defensa del único imputado por el crimen de Mónica Ramos, Federico Núñez.

Si bien el pedido de cese de la prisión preventiva había sido presentado por los abogados del acusado, Mirtha Esley y Ricardo Esley, ninguno de los profesionales se hizo presente en la Sala Oral de Tribunales a exponer los fundamentos de su solicitud. Tampoco hicieron uso de la opción virtual a través del sistema Cisco Webex.

“No se ha hecho presente ante este tribunal el recurrente, Ricardo Gutierrez Esley. Mirtha Esley había manifestado que fue recientemente operada y que está transcurriendo un postoperatorio por lo que se le dio la posibilidad de intervenir virtualmente mediante el sistema Cisco Webex y no ejerció esa opción, y existiendo un co-defensor se fijó la audiencia para hoy, pero el co-defensor no ha justificado su incomparencia”, informó la secretaria del Tribunal, Laura Molino, antes de que los jueces dieran a conocer su decisión.

En la audiencia de este lunes, el tribunal se disponía a tratar el cese de la prisión preventiva de Núñez, alojado en el Servicio Penitenciario desde marzo de 2020 por estar imputado en el homicidio de Mónica Ramos. La defensa del acusado había solicitado que se disponga la libertad durante el tiempo que demande la recolección de material probatorio requerido por la fiscal Virginia Palacios y los abogados de la particular damnificada, Santiago Saín y Álvaro Allende.

El trámite judicial estaba programado para las 9.00, pero los magistrados dieron un plazo de espera de casi una hora antes de ingresar a la Sala. Solo estaba presente Saín.

“Entendemos que pasó un tiempo prudencial y atento a lo informado por Secretaría, de que no se han dado razones de la incomparencia de la parte interesada para que puedan ser evaluadas por este Tribunal, corresponde que declaremos desierta la audiencia de tratamiento de la prisión preventiva y eventualmente, si se presentara un nuevo pedido, se fijará una nueva fecha”, informó el presidente del Tribunal, Jorge Sabaini Zapata.

A Núñez, de 32 años, se le imputa el delito de “homicidio criminis causa en concurso real con robo calificado por escalamiento e incendio”, y enfrenta un pedido de condena de prisión perpetua por parte de Fiscalía de Instrucción. El hecho que se investiga ocurrió el 3 de marzo de 2020 en la casa de la profesora, ubicada en la calle Belgrano al 100.

Fuente: sanluis24.com.ar